viernes, 12 de febrero de 2010

Instrucciones para escribir una novela (o cuento)


El otro día, rebuscando por casa entre libretas antiguas, me encontré algo que había copiado de algún sitio (he intentado hacer memoria y ni que me torturen sería capaz de acordarme de dónde lo saqué). Se trata de una serie de instrucciones y consejos, a modo y manera de receta de cocina, para escribir una novela o un relato. Así que si tú estás pensando en convertirte en novelista (o en cuentista), quizá alguno de estos consejos te pueda resultar útil.


PARA ESCRIBIR UNA NOVELA:

- Para empezar escribe esquemas y borradores.
- Planifica la obra mediante estos borradores.
- Construye los personajes antes de empezar a escribir.
- Los personajes deben tener tics y maneras que les definan.
- Determina una estructura básica y no te desvies mucho de ella.
- No escribas en un orden lógico.
- El narrador debe informar sin reiterar, manteniéndose a distancia.
- Las descripciones son necesarias. No las escatimes.
- Evita distracciones para conservar la coherencia de la trama.
- No abundes en adjetivos o epítetos. Lastran el relato.
- Usa detalles. Enriquecen e informan.
- Evita tanto el exceso de información como el laconismo.
- El final del capítulo debe motivar al lector a continuar leyendo.
- Comprueba que los datos que aportas sean útiles para el relato.
- Guárdate algo para el día siguiente, para no empezar en blanco.
- Estudia la técnica de tus autores favoritos.
- Contempla la vida cotidiana. Te dará ideas.
- La corrección es un paso posterior. No corrijas sobre la marcha.

PARA ESCRIBIR UN CUENTO O RELATO:

- Un cuento es un mecanismo de precisión. No uses recursos superfluos
- Un cuento es una única unidad temática y argumental.
- El inicio tiene que contenter ya la esencia del cuento.
- El relato empieza cuando algo le sucede al protagonista.
- Un cuento es cómo pasa, no qué pasa.
- Deteminar el clímax como foco del relato.

1 comentario:

  1. Excelentes consejos. Añado dos más (si se me permite):

    1. Lo bueno, si breve, dos veces buenos. Mejor escribir diez capítulos cortos que cinco larguííiiiisimos.

    2. Una obra literaria (novela, cuento o teatro, la poesía es otra historia) es, en sí misma, FICCIÓN. Eso significa que los personajes, la trama, el ambiente, deben ser inventados y parecer creíbles.

    Con respecteo a este punto, decir que seguramente tu vida te parece super interesante, pero recuerda que eso sólo te lo parece a ti. Las editoriales reciben centenares de manuscritos de gente que cree que su vida és única y fantástica, y la escribe pensando que bien merece ser contada: ERROR. Si quieres contar tu vida (y que te la publiquen) antes ficciónala, es decir, conviértela en una obra de ficción.

    ResponderEliminar